Seleccionar página

La subsecretaria de Salud Pública, Paula Daza, afirmó que aproximadamente el 77% de los casos nuevos de Covid-19 detectados en viajeros provenientes del extranjero son de variante Delta.

Daza confirmó que se avanzará con la apertura de fronteras, pero de forma «paulatina», porque «no queremos perder la buena situación epidemiológica que tenemos hoy día».

No obstante, más tarde, la autoridad sanitaria indicó que «efectivamente hemos detectado variantes Delta en los ingresos a nuestro país, pero ellos están aislados, todos los positivos en una residencia sanitaria», lo que corresponde a que «más del 77% aproximadamente son de variante Delta».

«Estamos con un Plan de Fronteras Protegidas, haciendo exámenes de antígenos, PCR y los casos positivos son trasladados a una residencia sanitaria, vamos a seguir fortaleciendo esta estrategia, también estamos haciendo PCR de variantes que nos permite los casos positivos analizar y detectar y diagnosticar oportunamente de qué tipo de variantes se están tratando», agregó.

El secretario nacional del Colegio Médico, José Miguel Bernucci, sostuvo que «creemos que por el momento -no sabemos a futuro- es un riesgo elevado abrir el aeropuerto. Hay que recordar que a pesar de que hemos tenido una campaña exitosa de tercera dosis, todavía nos quedan muchos rezagados».

De ellos, «de personas que no se han vacunado, y tenemos todos los niños menores de 12 años que tampoco se han vacunado y que sabemos la variante Delta en ellos genera una enfermedad mayor. Es por eso que creemos que, por el momento, la cautela debería ser la forma de poder continuar«, exhortó.

Por su parte, la académica Vivienne Bachelet, experta en epidemiología de la Escuela de Medicina de la USACh, apuntó a que las autoridades deben «delinear un plan muy claro y bien hecho» y que esté «técnicamente fundado para el manejo del flujo de pasajeros en el aeropuerto».

«Eso puede implicar en un momento dado, como está ahora, mantener las fronteras cerradas y no recibir turistas o podría significar la apertura para turistas, pero lo cierto que la llegada de los pasajeros al aeropuerto tiene que ser modificada, es decir, no puede ser que hoy día lleguen varios vuelos en un mismo horario y después todo el mundo confluya en un espacio cerrado y donde se puede producir evidentemente contagios en esas circunstancias», añadió.